Amatlam

**Sirena**

Es tan vasta la tierra y tan corto el tiempo,
profundas las horas, como profundo el océano,
sirena que surcas la rosa de los vientos,
la niña que juega en mis ojos, 
la nieve que calienta mi cuerpo,
yo titán que sucumbe ante tus besos, 
hoy conmigo, mañana en tu propio cielo,
que se pare el reloj,
Cronos venga a congelarnos en lo eterno,
y detenga los engranes de este día en tus besos,
primavera de este pasto siempre verde,
y es que en este día a pocas horas así te siento, 
tan siempre mía y sin embargo:
tan cerca y a la vez tan lejos….



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.