angelprotocolo

PAGANO

PAGANO

 

Conozco cada parte de tu cuerpo

de memoria, y me encanta…

Conozco tus senos diminutos, de pezones grandes y gruesos

y aureolas pequeñas y oscuras.

Tu amplia cadera y diminuta cintura.

Conozco tus nalgas grandes, redondas e imperfectas,

el lunar cerca de tu ano en la nalga derecha,

tu vulva grande, esponjosa, limpia y rosada,

tu clítoris pequeño, redondo y jugoso.

Conozco tu boca, el sabor de tus dientes, tus ojos y los amo.

Conozco las reacciones de tus entrañas;

cuando se contrae y pide más,

cuando se expande y pide descanso,

cuando se humedece y toda ella se baña en espuma blanca.

Conozco cada una de tus pecas,

conozco la cicatriz de tu espalda y las cicatrices de tus cesáreas.

Conozco tu desvelo y tu buen dormir.

Amo la forma en me tocas y te amarras a mi cuando hacemos el amor.

Quiero verte desnuda todos los días.

Tengo diez años conociéndote

me he comido tu cuerpo con desespero, con paciencia,

con furia, con alegría, ebrio, sobrio, divino y pagano…

Conozco tanto tu cuerpo…

y todos los días me enseña algo nuevo y me sorprende.

Ángel Arvelaez.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.