Javier Gamboa Panevel

El Corazón vacio

Fuiste para mi el incienso

que aromatizó mi vida.

Fuiste lampara encendida

que iluminó mi ilusion.

Fuistes el leño que ardió

para calentar mi almohada

y amaneciste mojada

regada por el amor.

Hoy, dejas mi corazón

vacío como una copa

Donde te tomaste el vino

y quebraste su cristal.

Como queriendo olvidar

el amor que por inmenso.

Nunca lo podras tirar.

Comentarios3

  • Hugo Emilio Ocanto

    Instantes de amor, momentos de placer del corazón y el alma, después, la ausencia, un amor que no podrá olvidarse.
    Bien, poeta.
    Mi saludo.

  • Javier Gamboa Panevel

    Gracias Hugo, Tu comentario me aníma, Gracias amigo poeta.

  • Paco Jose Gonzalez

    Yo te animo tambien , poeta, un saludo.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.