Héctor(micorazón)

te amo

Te amo, pero no sé cuánto,
no sé la medida exacta,
es en el alma abstracta,
toda su esencia y encanto.

Las palabras no lo miden,
el viento lleva lo confeso,
porque carece de peso,
y allí entre el viento residen.

Lo que hago mucho menos
porque a veces me habitúo,
me detengo, continúo,
y son más malos que buenos.

Te amo y en desespero,
se esconde tras el telón
la fallida actuación,
y el dolor me es placentero.

Un otoño en pleno abril,
de repente a mi alma llega,
y mi corazón se ciega,
con la neblina sutil.

Como una hoja desmayo,
y veo mil más en el suelo,
las nubes cubren el cielo,
no veo del sol ni un rayo.

Te amo y aun no sé cómo,
yo no entiendo su dialecto,
pero siento y veo su efecto,
cuando yo tu mano tomo.

Es una reacción opuesta
no consigo describirlo,
pero, qué bueno es sentirlo,
todo en derredor es fiesta.

De pronto pierde color,
el silencio interrogante,
porque no sé si es bastante,
pero entiendo que es amor.

Y no importa ya más nada,
si mide tanto o pesa un gramo,
el amor con que te amo,
tú lo sabes bien mi amada.

Comentarios1



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.