Octavio97

Te llevo a mi lado.

Te llevo a donde voy,

sos mi luz y mi esperanza.

Sos los años que me alcanzan,

tan solo con quince años.

Sos mis ojos iluminados,

al perderme en tu mirada.

Sos mi virgen.

Sos mi hada.

Sos la perfecta coartada,

para ahogarme en mi mente,

para saber lo que se siente,

sentirse enamorado.

Para sentirme hechizado,

por la magia de tu voz.

De tu luna.

De tu sol.

De tu todo absoluto.

De tus días de luto,

en los que hasta las orquídeas lloran.

Pues tu risa las aflora.

Pues tu llanto las deprime.

Pues tu grito las perfuma.

Pues tu paso las motiva,

a vivir el día a día,

y sin siquiera con un poco de compasión

decorando con amor,

los campos del mundo entero.

Cuanto preámbulo ¡por Dios!

Que cobarde a veces soy,

solo quiero decirte que me voy,

que justo hoy debo dejarte.

Que te llevaré a cada parte.

De tu canto llevo el arte,

de tu voz el resplandor,

de tus ojos el color,

y de tus labios el aroma.

No quiero olvidar la belleza que se asoma,

poco a poco en tu sonrisa.

Sabes fuiste todo vida,

pero lo siento,

adiós amor.

Comentarios1

  • bambam

    Un aplauso amigo Octavio
    saludos

    • Octavio97

      ¡Muchísimas gracias por tu comentario querido bambam! Gracias por leerme, abrazo afectivo.



    Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.