Llamarada

La luz se apago


La luz se apagó
Quedamos a oscuras
Ella sonrió
Quiso hacer locuras


Y en la oscuridad
en la infinita intimidad
ella se acercó
y el roce de su piel
provocó el despertar en él
era tal la sensación
que solo la quería ver
y así poder comprobar
que no era un sueño
sino una maravillosa realidad.
(Anbel)


Suave me hablaba
Mi cuerpo tembló
Mi piel se erizó
Mi alma temblaba
Mis ropas quitó
Mi sexo palpaba
Yo el suyo palpé
Con fuerza me amó
Y yo la amé
¿Fue cierto o no?
¿Pasó o no fue?
¿Soñaba despierto?


Eso no lo se,
de lo que no dudè
fue del suave tacto de su piel,
de sus manos recorriendo todo mi ser
de su boca presionando pero sin llegar a morder,
de sus movimientos que me hacían estremecer
y de sus gemidos que me hicieron enloquecer...
así que pensé , si mis sentidos están a flor de piel
es que la tengo que querer....
(Anbel)


Tampoco lo sé...
Al soñar todo puede ser
Y en la vorágine del placer
Que pueda suceder
Lo cierto es
Que la luz se encendió
Y no la encontré


--------------
la luz se apagó.
Él me conquistó
cubriendo de amor
todo mi corazón
y por ello río hoy
--------------

Comentarios1

  • Llamarada

    Mis queridas participantes, me supo a poco, es la primera vez que ando por estos caminos y no me desagrada, solo salió casi bien, hay que buscar la perfección, existe materia y hay poetas y poetisas para ello. ¿Lo intentamos de nuevo...?
    Me encantó leerte Anbel y a ti esthelarez fue corta la participación pero invitaba a seguir soñando y... aquí me tienes.
    Gracias por la acogida que he tenido
    Besos, Besiños y feliz día
    Con cariño
    Manuel

    • esthelarez

      siempre dispuesta y más aún si es con estilo libre
      gracias por la invitación
      .
      fraterno abrazo con un gran beso desde mi corazón
      ;)



    Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.