horaciojose

El otoño me avanza


El otoño me avanza, refugio mis cantares en la estufa
Llamo a la noche suavemente
En tanto el viento golpea con lluvia las chapas
Ruidos conocidos, ruidos nuevos, caminatas 
De hojas grises y hojas moras, frio tenue
Hoy es la fecha exacta de decirme esperanzas
Protegido en la feliz idea de vivir con ganas
Desperdiciado hombre que fue y se levantó a tiempo


En un descanso del trabajo, llego a vos y me solazo
Acaudalado de tantas faltas que no hacen mella
Me derramo en simplezas, disparo luces
Anudo las nubes bajas y las exprimo con ganas
Traigo la lluvia a mis plantas, las riego enteras
Dejo que las gotas me chorreen el alma, me acurruco

 

Doy gracias a todo, gracias por ser y entenderlo
A ese futuro que hoy sube por la terraza
Entre paredes de soledades disgregadas
Llamo a cada recuerdo bueno, lo acaricio
Y me comprometo con el sabio sentido del amor
Dejo bajas las persianas de mi cuarto, las protejo

 

Siento las ráfagas en los vidrios del baño y sonrío
El sur trae el frio y el otoño me abrigará en mi cuarto
Estas vos, con la mirada contagiada de paz
A veces nos pertenecemos, a veces soltamos amarras
En la madura sensación del cándido pecado
En la precaria sensación de haberte hallado
En la alegría de poder ser en vos sin dejarme a un lado
Compañera, descarnado y tribal arribo de los años
Siento cada mañana que el primer verso se acerca
Y tomo conciencia de mí, de la luz, de la vida toda

 

Amo cada pequeño ramo de flores que puedo llevarte
Disfruto el aroma de las cenas tibias y el buen vino
Me distraigo, cae fuerte la lluvia y estas de pie
No preciso mas nada, casi nada, solo saberte

 

He vivido lo suficiente para gozar a tiempo
Antes que los recuerdos sean importantes
La vida reclama un paso adelante, lo doy

 

Me quedo contigo



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.