Amatlam

El silencio


Cuando rompas el silencio,
que este sea con un gemido,
que armonice con la lluvia,
con la orquesta de los grillos.
(Amatlam)



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.