Ramon Oviedo

Amor lejano

 

Me gusta así alegre y bella,

así tímida, leal  y pudorosa,

aunque por tiempo se ocultes

y no deja que de ella me deleite

como me regocijo por siempre

del grato perfume de la rosa.

 

Esa timidez le da un encanto

que me embelesa y atrae tanto,

a veces pienso que una estrella,

cayó del cielo, llegó hasta ella

y la reserva para que un día

la encontrara y la hiciera mía.

 

Ramón Oviedo

Derechos Reservados

Comentarios2



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.