lumino

Recitando

La voz viva da vida al poema
que con palabras se ha dibujado
Melodía de las rimas en la lira del rapsoda
Una coma, un nuevo verso,
el terminar de una estrofa, 
el comienzo de otra, 
los puntos suspensivos,
suspendidos en el viento
del aliento arpado del recitador.
Escucha los silencios y los suspiros del poeta
que llora, ríe o exclama emocionado.
Oye el estertor de una lágrima
que golpea en su suicidio
el pliego donde el texto se hace aire
que flota hacia tus oídos.
Bucea en el interior del sonido sonoro
del vibrar de cada palabra.
Agudiza la atención si el íntimo susurro
te pide discreción.
Vuela, con los ojos cerrados,
sobre el universo de los signos
ordenados en la mente del trovador
Camina de la mano de los verbos
acompañados del ritmo y del son
Recuéstate en la consumación
sobre el eco de la melodía
que inunda la estancia de aroma 
a poesía

 

Comentarios1

  • Hugo Emilio Ocanto

    Una pena ya no se pueda escuchar tu voz en el gran arte de tus letras, poeta.
    Mi saludo, mi amistad. Fraterno abrazo.
    ¿Me permitirás algún día interpretar alguno de tus poemas?

    • lumino

      Faltaría más. Cuando quieras son tuyos. entro poco por aquí, pero estoy en Facebook.

      • Hugo Emilio Ocanto

        Lo tendré en cuenta, poeta.
        Si Ivoox me permite, he de avisar cuál y cuándo.
        En Facebook por ahora no entro.
        Fraterno abrazo.



      Para poder comentar y calificar este poema, debes estar [email protected] Regístrate aquí o si ya estás [email protected], logueate aquí.