Quetzalli

Terapia taciturna [20]

Estas presente en este encierro de cuatro paredes,
te pienso un poco mas de la cuenta,
me estoy ahogando, me esta consumiendo tu presencia ausente,
el humo del tabaco se disfraza de esperanza y de espera,
todo me atormenta y es un asco lo que haces, lo que me haces,
hoy duermes en sus brazos o quizá sea ella la que duerme en los tuyos... da igual, es la misma mierda,
hace meses que dejó de importarme si dormías o no conmigo,
o eso pensaba...

La realidad siempre se me difumina;
te veo en aquella banca frente al kiosco, con un ramo de rosas, la dilatación en la mirada y una disculpa entre labios,
te veo así; tan contrario a lo que eres.
te veo como yo pensé que eras y duele porque nunca fuiste real,

El calendario que tenia marcados nuestros momentos (Incluyendo el del adiós) se a ido a la basura, acompañado de todas esas mentiras que nos regalamos, hay algo errático en todo esto; tenia entre manos un plan viable, algo fácil de cumplir y todo se consumió aquella noche en la que de verdad mire a tus ojos.



[Estoy cansada de esta terapia taciturna-nocturna]

Todo siempre a medias...

Comentarios1

  • Sara (Bar literario)

    de esos demonios de noches largas y de recuerdos de ellos mismos en lo que ya no son



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.