Amilcar Cuenca

Eres mi orgullo y mi dolor

Encerrada en hermosa voluntad, te convertiste en mi compañera de celda

Y ahora, cansada,  tu te vas con tu libertad,

quedando yo solito, prisionero de tu amor.

Me duele cuando me platicas y me explicas porque me abandonas.

…y cuando río y lloro al mismo tiempo me dices estar loco,

pero lo hago porque hay sentimientos desencontrados,

el de sentir felicidad por saber que he amado bien,

y llorar  por saber de mí perder tanto valor.

 

Siento orgullo por saber quien he tenido a mi lado todos estos años

Y se incrusta el dolor en mi alma por saber que las razones por perderte son muy justas;

siendo la risa placentera el saber que nuestros hijos tienen más de lo que yo merezco,

Y el llanto y ahogo por perder lo que debí haber apreciado a tiempo.

 

Como pude ser tan ciego; como pude haber arruinado así mi vida!

…y se me cae el mundo a pedazos porque aquellas sonrisas que eran mías,

hoy son una mirada fría y sin amor.

Nadie más que yo recuerda tu mirada tierna,

Ese orgullo que sentías por estar a mi lado,

y en vano yo ignoraba la grandeza de tu ser,

creyendo con prepotencia que eras tu la ganadora,

cuando la humildad no llegó en hora para entender quien yo no fui.

 

Cuando te hería había dolor y amor en tus ojitos,

lagrimas apretadas en tu sufrir, por ausentarme en tu presencia,

haciendo oídos sordos a las advertencias que me decian que podrías dejar de sentir por mi.

…y hoy soy quien tengo que llorar tu ausencia,

 al ver tus ojos y saber que ya no sienten lo que tanto amé.

 

Recuerdo las veces que volviste a intentarlo,

cuando con lágrimas en mis ojos te suplicaba que te quedaras,

pero siempre tuve una excusa para reincidir;

…y no es que te mintiera y no quisiera yo cambiar, o que quisiera que te fueras.

…hay cosas que ni uno entiende por que las hace,

hasta no perder lo que más ama.

 

Tal vez idiota, tal vez humano, no es excusa ahora que te perdí;

y en mi alma te llevo incrustada mientras no para de sufrir.

…y aunque en mi mente trate de engañarme para subsistir,

solo yo sabré, lo hermosa que tu eras y lo que significabas en mi vida,

 y que eras todo lo que yo tenía después de tantos años y formar una familia.

 

Cuanto dolor dejé en mis hijos, cuanta tristeza que perdurará.

Cuanta agonía dejé hoy en mi vida, cuanto dolor en mi corazón. 

Hoy solo puedo al llorar; contar tan hermosa historia de amor,

y con gran orgullo y sin miedo expresar, que al brindarme la vida que vino de ti,

fuiste definitivamente la razón de mi existir. A.Cuenca.

Comentarios3

  • micaela fernandez

    Hola Amilcar ! la verdad es que me conmueven mucho tus palabras volcadas en este poema!, que maravilloso amor que sientes y has sentido y que tal vez sigas sintiendo, la verdad es que cuesta mucho entender porque lo que tanto amamos tiene que alejarse de nuestra vida, porque se acaba el amor y todo eso.
    Conmovedoras esas palabras que brotan de tu corazón.

    Un abrazo para ti.. Mica

  • Amilcar Cuenca

    He amado a mi esposa por 18 años, jamás le fuí infiel y me da orgullo decirlo porque fué voluntario y con mucho placer. El no tenerla a mi lado me causa un gran dolor, por saber haber perdido la compañera que elejí para tener mis hijos y para envejecer. Perdí la compañera de mi vida, el tesoro de mi alma, mi cable a tierra y mucho mas de lo que siento orgullo. Gracias por tu opinion, lamentablemente no hay ficcion en mi poesia, por desgracias soy poeta de un dolor muy agudo en mi alma. Lo edité recienetemente, disculpame, Gracias y suerte.

    • micaela fernandez

      Que bueno que puedas decir con orgullo que siempre le fuiste fiel, es una pena que la hayas perdido, que no puedas volver a soñar un futuro junto a Ella.
      Escribir te va a ayudar a descargar un poco esa tristeza que cargas !,

      Suerte para tí, Saludos. Mica

      • micaela fernandez

        Que bueno que puedas decir con orgullo que siempre le fuiste fiel, es una pena que la hayas perdido, que no puedas volver a soñar un futuro junto a Ella.
        Escribir te va a ayudar a descargar un poco esa tristeza que cargas !,

        Suerte para tí, Saludos. Mica

      • bambam

        Amigo mío ahora solo queda esperar, este amor a la familia
        es muy doloroso, por los hijos. Ánimo
        fuerte abrazo
        bambam

        • Amilcar Cuenca

          Gracias por tu comentario, pero debo aceptar que al mirar atrás, ella no tiene mucho a que regresar hoy que nuestros hijos son grandes; y dudo que vuelva, por ser tremenda madre y no querer arriesgar hacerlos sufrir dos veces si no llega a funcionar una vez mas. Admirable mujer!!!

          • bambam

            Tienes buen corazón amigo, te felicito
            cordial saludo
            bambam



          Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.