Juan Carlos Piovano

LOS RECUERDOS PEGAN EN EL ÁNGULO

Sesentayocho noches me quedé mirando la lapicera
nada dolía ni más ni menos que de costumbre.
Recuerdo pájaros borrachos aleteando en zigzag
yo como un oscuro comprador de mariposas
patinando en la mitad de las metáforas,
haciendo equilibrios entre la locura y las resurrecciones.

Las contraseñas venían mescladas de olores a vino tinto
de los almacenes de Buenos Aires,
 y con los perfumes de la infancia


(Absurdamente escribo a mano alzada
Te sueño a 45 agrados
los recuerdos pegan en el ángulo
el circulo no se cierra nunca
¿ni siquiera con la muerte?

De final màs màs absurdamente todavìa, me parece haber escrito:

Primer plato......Pàjaros

Segundo plato........Alas

 

Tercer plato...............Nubes

 

Que làstima que no vinistes a cenar, la mesa estaba servida.

 

 



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.