hector cesar

te estuve soñando

te estuve soñando en mis largas noches

veia en tu rostro un rayo de sol

porque eran tus ojos los que iluminaban

y le daban vida a mi corazon

te estuve soñando porque eran tus labios

esos que al besarme tenian el sabor

de miel que dejaban al besar los mios

aquel fuego inmenso en el corazon

te estuve soñando porque fue tu cuerpo

la fragil figura que me ilusiono

poder ser el dueño de tanta hermosura

llegar con mis versos a tu corazon

te estuve soñando pero de ese sueño

no hubiera querido despertarme yo

tu te avias marchado  dejando en la cuna

un angel testigo de ese gran amor.

pasaron los años el niño echo hombre

tiene propios sueños tiene su ilusion

merece tenerlos no tiene la culpa

que no hayas tenido mujer corazon.

yo que por las noches presiso tu abrigo

y en dias soleados quiero tu calor

dime porque entonces si el amor es dulce

dejaste en mi pecho este amargo sabor.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.