hector yaya

Otra Melodia

Y rompió mi alma en llanto
Cuando se detuvo la melodía,
Los ecos del silencio
Destrozaron la armonía,
La locura cegó mi mente,
La razón se interponía.
Solo un oscuro matiz
Marco el compas de mi despedida,
Aquel compas, aquella prosa,
Se incrustaron en mi costilla
Ascendiendo a mis pulmones
Perforando al que latía,
Marcando el ritmo
De aquella batalla perdida,
Marcando la última tonada,
La tonada de la melancolía.

Comentarios1



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar [email protected] Regístrate aquí o si ya estás [email protected], logueate aquí.