JORGE ARISTIZABAL

conspiracion

 


El sol  vistió  su gabán, haciéndole cohorte  al ocaso.

Arropó la luna y se guardó las estrellas.

Conspiró a favor de la oscuridad de la noche

Y se dedicó a componer sin colores una bella poesía:

Ululaban las lechuzas, las luciérnagas titilaban.

Las acerinas parían unos negros rutilantes.

Los gatos no maullaban.

Los amantes invisibles, acariciaban sus sexos.

Los arboles fueron una negra masa informe

Y los ríos escondían uno a uno sus espejos.

La mañana  desperezaba.

Los sonidos del día volvían a sus atriles.

El sol se quitó el gabán, dejó traslucir sus reflejos.

En el culmen de su obra una negra rosa florecía.

Hermes.

Comentarios1

  • bambam

    Muy buena reflexión amigo Jorge
    bambam



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.