Fernando Martínez

Tu No Presencia

Te sientas junto a mí

Y tu perfume me transporta

Quizás sea un delirio pero eso no me importa

Y decido seguir tu camino

A un mundo donde reina el silencio,

A un lugar donde soy fantasma enfermo.

Porque por más veces que por ti desfallezca

Tus latidos no serán dados por mi causa,

Tu respiración no se acelerará al escuchar tus oídos, mi nombre.

Porque aunque para ti quizás no sea otro simple hombre, pero

Tampoco seré la luz de tu vida, ni tu amor.

Y la canción, que por ti escribí en esos días de verano

Se guardará en la promesa de no ser olvidada

Por la razón de su concepción.

 

Te mantienes a mí lado

Y yo sin poder decirte que te quiero

Y es que también me duele saber que viviré en el destierro

Donde el deseo de tocar tus labios

Será un simple espejismo en un crudo desierto

Donde me perderé de la mano de mi destino incierto.

Tan pocos son los centímetros

Pero tantos son los obstáculos

Porque me enamoré de un par de estrellas

Que brillaban en lo alto

Pero ellas no me divisaban aquí en lo bajo,

Pues en su trayecto alguien más las esperaba

Y yo aquí solo la esperanza me consolaba.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.