Poeta-Maldito1976

NOCHES

Hubo un tiempo en que la noche se escondía frente a la decadencia. Las farolas torcidas y confiadas creían que podían contenerla. Las hoces entonces segaban las hierbas que querían crecer más allá y mientras, la culpa era nuestra.

 

Lo cierto es que nos obligaron a nacer y ahora, todavía se quejan. Así es normal que yo siga siendo el extraño. Aunque ya no existe la paciencia. Los asesinatos a la luz del día terminaron. 



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.