debora pol

Mi mundo es tan pequeño:

Por la boca avierta de los sueños
se escapan los peces grises de la aurora.

El sol de la madrugada
abrio de par en par sus ojos
y por sus iris aviertos,
salieron volando un millar de fenix rojos.

El mundo desde mi ventana
es cada vez mas pequeño.

Tan paqueño.
Que solo los muertos vailan en la luna.
Y los poetas escriven,
A las estrellas con tinta de agua.


Los relojes blandos,
De aquel cuadro de Dalí
recuperan su forma original,
y se hacen metal muerto
Entre mis dedos.


Y el mundo desde mi ventana
es cada vez mas pequeño.

Un recien nacido,
que mana del pezón tierno de la via lactea.
Las hoja afiladas pasan,
cortando poco a poco las verdes pieles del viento.
Y ahi un ciervo de metal herido
Bebiendo mariposas de un riachuelo.


Por la boca avierta de los sueños
se escapan los peces grises de la aurora.


Y el mundo desde el fondo de una pupila,
es cada vez mas pequeño.
y las gotas azules de la noche herida.
se escapa como mariposas entre mis dedos.

Comentarios2

  • Luzbelito

    El mundo parece más pequeño, pero en tu poema, se hace más grande. Bellas letras, gracias por compartirlas. Recibe un cordial saludo.


    Luzbelito

  • Mallito

    Hermoso poema, disfruté al leerlo. Saludos poetisa, linda noche.

    Mallito



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.