wida boutayab

Quédate junto a mí

Quédate aquí y no te preocupes
que mientras mi mano coja tu mano

no habrá quien te incomóde.

Suspende todas tus malas maneras
de Don Juan y apóyate en mí,
que no te arrepentirás jamás,
que para eso están los próximos 
días para que te eches atrás.


¡Ven que no te arrepentirás!,

ni te volverás a ir porque
en mí te agarrarás y no te atreverás
ni a decir que te irás

porque sabes que sin mí no sabrás lo qué es
vivir y te sentirás un perdedor
para quienes jactas de Súper potencial.

Pero sabes que si me eliges sabrás que la lotería
formará parte de tu ganar y la suerte
te acompañará hasta el último final.

Te quedarás o te irás, tú sabrás,

pero sabes dónde realmente está la verdad,
la esperanza que se te dará será real.

 

Eres hijo de la noche 

y el único dueño de mi seducción,

rey de un trono natural y un miserable amante

que se deja llevar por  falsas sensaciones.




 
 
 

 

Comentarios1

  • El Hombre de la Rosa

    Muy amena la lectura de tus preciadas letras estimada poetisa y amiga Wida Boutayad
    Abrazos de amistad de Críspulo



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.