Néstor Noé

A Eva

¿Qué pasión ocultas, amiga mía,
tras las cuencas de tus ojos?
¿Por qué siempre esa manía
de imponer candados y cerrojos?

Ven, canta a la primavera veraz,
deshazte de ataduras,
¿No es tu boca locuaz,
y de gloria sus dulzuras?

Y grita feliz, sin miedo,
si pincha el amor tu costado
que las mieles de Quevedo
dulces pasean su hado.

Ríe burlona sobre el pasto
saca la alergia de tu mente,
arrójala en un rincón casto.

Busca entre rosas un halago,
Sé Eva, mujer viviente,
y olvida las brumas del pasado.

Comentarios3

  • Carlos Manuel Larrea

    Tengo la costumbre de leer los poemas aquí publicados antes de informarme sobre su autor.

    Este poema me gustó.

    Es una invitación a la vida, expresada en un lenguaje culto, discreto, sin obligadas rimas vacías de sentido y sin caer en lugares comunes.

    Felicitaciones, Nstor!

    Carlos

    • Néstor Noé

      Gracias Carlos!
      Saludos!

    • El Hombre de la Rosa

      Muy grata y amena la lectura de tus letras amigo Nstor
      Saludos de Críspulo

      • Néstor Noé

        Igual Saludos mi estimado!

      • Violeta

        BELLO HOMENAJE A QUIEN TE DEDICO SUS VERSOS...BESOS

        • Néstor Noé

          Gracias Violeta, saludos!



        Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.