alesantilli

Mara en la tierra encantada

Cuando Mara apoya su
pequeña cabeza en su suave almohada,
cierra sus ojos y
viaja a su tierra encantada.
Mara en esa tierra encantada
juega todas las noches
con gigantes, duendes y hadas.
Mara en la tierra encantada
es muy feliz en esa comarca
fascinante y soñada.
Mara en la tierra encantada
es muy dichosa
en ese mundo de ensueños,
donde todas las cosas
son hermosas y sorprendentemente maravillosas.
Mara en la tierra encantada
vive hazañas y aventuras
jamás imaginadas.
Mara en la tierra encantada
sueña con ser una princesa,
la más dulce
y la más bella
de toda la realeza.
Mara en la tierra encantada
ya no se sorprende por nada,
pues todo lo que
a su rey le ha pedido,
le ha sido mágicamente concedido.
Mara en la tierra encantada
defiende su imaginario castillo,
con valentía,
cada madrugada,
con su armadura, su caballo
y su brillante espada.
Cuando Mara apoya su
pequeña cabeza
en su suave almohada,
cierra sus lindos ojos
y viaja a su adorada
tierra encantada...

 

 

 

 

Comentarios2

  • El Hombre de la Rosa

    Muy grata la lectura de tu poema amigo Alesantilli
    Saludos de amistad

  • rolf

    Me hiciste recordar a mis hijos en su primera infancia, gracias por ese obsequio.



    rolf



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.