amor c.l.s.

Hasta el fin de nuestros días

Bienaventurados seamos todos con

la Virgen Inmaculada y con su Hijo,

felices siempre, siempre en el Cielo.

Quiero que seamos todos y todas -

felices pero para eso tenemos que

amarnos los unos a los otros como

cuando eramos niños y nos quería-

mos  desde muy pequeñitos. Siem-

pre decíamos la verdad y me acuer

do mucho de aquellos tiempos tan

bonitos y ahora que soy mayor sigo

diciendo verdades más grandes que

el firmamento y Dios como lo ve todo

si somos buenos nos ayuda desde el

Cielo. Me gustaría formar un partido

y tener millones y millones de amigos

que pensaran como yo y derribar a los

malignos porque bondad es bondad y

la gente de los pueblos seríamos todos

bienvenidos. !Que maravilla y que ale-

gría, bondad, bondad infinita! y que --

seamos todos buenos hasta el fin de -

nuestros días.

 

Comentarios1

  • Lud

    Muy buen escrito (amor c.l.s.) y estoy de acuerdo contigo en todo el sentido de la palabra y es muy cierto que cuando crecemos hemos comenzado a mentir sobre cosas tan simples y no recordamos la bondad y sinceridad de cuando eramos niños en el que decíamos la verdad sea buena o mala en el que orábamos con fe y devosion en el que todos eramos felices y nos amábamos unos a otros sin discriminaciones o cosas por el estilo, es una realidad que duele y que se puede remediar dejando a un lado las peleas, las mentiras para lograr una felicidad y gozo tanto personal como espiritual.

    • amor c.l.s.

      querido amigo, es verdad, toda la verdad lo que dices en tus letras y
      si fueramos todos así seríamos siempre amigos porque ser amigos es
      lo más bonito. Ojalá consigamos ser, aunque tendremos que luchar mucho, todos amigos. Muchas gracias, buenas tardes y hasta siempre.



    Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.