Ludvaldo

SONETO A HELENA DE TROYA

Mejor que hubieras sido enana y coja,

Helena, y así Paris el heleno

habría, sin dudarlo, echado el freno

frente a la conyugal alerta roja.

Pero al ver tu belleza, a él ya muy floja,

salvo tú, todo se la trajo, ajeno

a que serías para Ilión veneno

mortal como el que el áspid en sí aloja.  

 

Si no le hubieras tú sorbido el seso

y lo que le agarrabas con la diestra,

habrías evitado el mal deceso

de Egisto, Agamenón y Clitemnestra,

que si Pandora abrió su infausta caja

tú al caos le abriste paso por tu raja.

 

Osvaldo de Luis

Comentarios3

  • El Hombre de la Rosa

    Hermosa y gratificante ha sido la lectura de tus bellas letras de humor amigo Ludvaldo
    Saludos de Críspulo

  • Ludvaldo

    Gracias, amigos.

  • Poeta del Silencio

    unos versos maravillosos, acompañado de un buen soneto.

    • Ludvaldo

      Gracias, Arleys.



    Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.