Torajiro

Culpables de un amor prohibido

 

Ella llego a mi vida siendo tan solo una bella desconocida

De ojos tristes y mirada perdida

Y se convirtió en la mujer que mas me ha amado en toda mi vida

Un amor puro y sincero

de esos que se dan sin pedir nada cambio.

pero ella no era libre, estaba comprometida

jamas hablo ello, jamas le pregunte

nuestro amor era de esos que se deben esconder.

en publico nuestras miradas se cruzaban y la chispas saltaban

recordando algun que otro recuerdo prohibido

de una pasión incofesable que llegaba tarde.

 cai hechizado por el brilllo de su sonrisa y el tacto de su piel disfrazado de inocencia.

No se si a el también le quería

 Jamas le pregunte

Pues me confieso culpable de un sentimiento egoísta de felicidad al tenerla en mis brazos

No se si esta bien o esta mal

Pero no me importaría cumplir una condena

Si pudiera cumplirla eternamente junto a ella.

Comentarios1

  • El Hombre de la Rosa

    Tus geniales letras amigo Mike Garcia agradecen la lectura de tu bello poema...
    Un saludo cordial de sincera amistad...
    Críspulo el Hombre de la Rosa...



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.