Danniello

Huxley

"lo habitual engendra la indiferencia;

Las mujeres, todas ellas, desprenden un dulce aroma y un dadívo fulgor, un brillo cual lampara en la urbe ajetreada de noctambulo actuar, elementos cuya unión me produce una ligera embriaguez.

Poco a poco te das cuenta que el brillo es tan común...

¿que era eso? ¿que eras tu? era más bien una sombra, mejor dicho un oscuro resplandor, opacada por el exceso de luz, tu inmaculada casi extraterrestre presencia se vuelve un lujo, un rehuir de lo cotidiano, que, anonadado por el "lampareo" a duras penas pude notar.

Es tu oscuro brillo ausente una prisión, un rumbo circular, una temible mazmorra que me produce la peor de las vicisitudes, es el lugar del que quiero escapar, pero una vez dentro alejo mi mirada de la salida."

Comentarios1

  • El Hombre de la Rosa

    Tus hermosas letras de amor amigo Danniello hacen grata la lectura de tu bello poema...
    Un saludo cordial de amistad...
    Críspulo el de la Rosa...



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.