Raul Gonzaga

Rayos de felicidad

Si la vida entre dos planos se presenta ante nosotros,

En alguno somos uno, pero muchos en el otro;

Somos ángeles sutiles, con una sola misión:

El ayudar sin medida sin ninguna condición;

 

También somos la materia en constante movimiento

Elementales que viven sólo por fatuos momentos;

Y es, en esta dualidad donde se expresa la vida,

Un tablero de ajedrez con simultáneas partidas;

 

En paz oímos la voz única del interior;

Pero en el diario trajín de la medusa su voz;

A veces vamos ligeros; otras, gana la tristeza,

Lucha del bien y del mal; del terror y la belleza;

 

En nuestra faz la sonrisa ilumina como un sol,

Cuando su sutil presencia acaricia con amor;

Pero cuando el dolor gana, llega una gran depresión

Al ver como la injusticia da a la bestia el galardón;

 

En fin, somos en el mundo, una eterna confusión:

Una esperanza perdida o quimérica ilusión:

Somos una eterna duda, contradicción, dualidad;

En la constante tormenta: rayos de felicidad…

 

Comentarios2

  • Raul Gonzaga

    La dualidad: Sancho, lo material, vs. Don Quijote, lo ideal, se encuentra presente en cada uno de nosotros; a veces somos como el escudero golosos y con preocupaciones de lo elemental, otras, somos como el Caballero de la Triste Figura, seres enamorados, que sacrificamos todo por el amor, un amor utópico, que nos impulsa a seguir esta eterna aventura que es la vida...

  • El Hombre de la Rosa

    Grata la lectura de tu rimar y versar en tus geniales letras amigo Raul Gonzaga...
    Saludos de tu amigo Críspulo...



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.