JUAN RODRIGUEZ CALVO

a mi amante secreta



a mi amante secreta , esa que se ríe cuando estoy solo, cuando fracaso en el amor, cuando la soledad me clama enfriándome las mañanas , llega ella como ángel del mal cargada de tentación, reclamando cuerpo pidiendo que todos los poemas que les dedique a las que han endurecido mi alma mi corazón, se los entregue en la cama, aunque no tienen su nombre , le suavizan la piel y solo el secreto sea testigo del arder de sabanas , de tu piel blanca dorada por el sol , que mis ojos callen la belleza de tu cuerpo, que mis manos vuelvan arder al tocar tus pechos , que mis labios se fundan con los tuyos , sabes que conmigo puedes ser la ramera de tus deseos más oscuros y yo tu hoguera donde te quemare la piel , apúrate ya casi no quedan minutos no queda tiempo , hay una mujer de rubia cabellera, bella como estrellas , que como un imán me atrae , la veo en secreto sin que lo sepa la veo y sueño con sus besos, tremenda obra de ingeniería hizo Dios en su cuerpo pero como alfarero al barro con mis manos quiero sentir su piel , mi ángel del mal no me encenderás, mi fuego lo tengo guardado para la que veo en secreto, hoy soy el que se ríe por estar solo , solo alcance los sueños anhelados, hoy seré yo quien escoja la que estará a mi lado       

Comentarios2

  • El Hombre de la Rosa

    Una hermosa Prosa amigo Juan
    Saludos de amistad

  • santos castro checa

    Un poema con fuegos abrasadores, y de fecunda inspiraciòn, compañero Juan.
    ¡Felicidades, amigon poeta!

    Rudavall



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.