alesantilli

El niño del espacio

Horacio, el niño del espacio,

es reacio a pilotear

su nave despacio.

Horacio, el niño del espacio,

según nos cuenta,

no viene de ninguna parte,

pero muchos dicen

que vivió un tiempo en Marte.

Horacio, el niño del espacio,

visita cada año nuestro planeta.

Y lo que más le gusta es

andar velozmente en bicicleta.

Horacio, el niño del espacio,

conoció millones de estrellas,

pero para él,

nuestro sol

es la más bella.

Horacio, el niño del espacio,

a veces viaja con

su gran amigo Ignacio;

y para Horacio,

haberlo conocido

fue una fortuna,

pues es el ser más amigable

que habita en la Luna.

Horacio, el niño del espacio,

guarda sus joyas y su oro

dentro del cráter

de un lejano y pequeño meteoro.

Horacio, el niño del espacio,

tiene en el futuro

una meta:

atrapar y coleccionar

coloridos y brillantes cometas.

Horacio, el niño del espacio,

es reacio a manejar

su moderna nave despacio.

Horacio, el niño del espacio...



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.