Tinta de Sangre

También

Ahora que te he besado,

y tú lo sientes,

ahora que despacio

es encontrarte y que tu piel

sabe a silencios,

ahora que tu cuerpo te hace

desnuda y me desnudas con

tu voz cuando me lees,

 

ahora, que todo está tan claro,

y se me ocurre que saberte viva

es hallarte distinta,

tu cabello agitado,

tus ojos abiertos como en sorpresa,

ahora que la tibieza de tocarte en mi cama

es la caricia, la bienvenida dócil y

de ti sorprendido,

y el pensarte después de la nostalgia,

y pintarte en las paredes, ahora,

 

que puedes ser otra y me abandonas,

que regresas porque el amor te recorre,

que en mi alma te reconoces,

que nosotros ya no es una utopía.

 

Ahora,

que el amor sin verlo amar se detiene

en los rostros,

ahora que atardece en las miradas,

que en los abrazos se está como una estatua de humo,

ahora que quedarse es tan breve,

que el mundo se ve a cuenta gotas,

que el olvido a veces duele demasiado,

ahora tus manos,

esperando que el viento sea mis manos,

 

ahora,

que soy los hombres que no fui,

que como árbol avanzo,

que me prolongo en ramas,

que descalzas y secas hojas sujetan mis pies,

como mordazas,

ahora,

que mi verdad es mi deseo,

que te quiero porque quiero hacerlo

sin habértelo dicho todavía,

 

ahora,

yo también te escucho,

también me siento niño,

también te amo en sueños,

también, de otros amores soy la mentira.

 

Ahora que te amo,

como en una página en blanco,

que soy consciente de que hoy.

 

T de S

MRGC

Namaste

Comentarios2

  • El Hombre de la Rosa

    Grata y linda la lectura de tu bello poema de amor amigo Tinta de Sangre...
    Namaste...
    Saludos de amistad de Críspulo...

  • ESMERALDA...

    Bello; descubrir el tiempo de amar...permitirse darse el tiempo...
    Saludos



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.