Murialdo Chicaiza

Reproche al silencio



 

Silencio, ¿por qué me has callado?

¿Por qué has cortado mi voz?

Si apenas hablé y canté

Si apenas dije mi dolor.

 

Te reprocho el mutismo de estos años

La lira destrozada y muda

El poema que estalló en mi pecho

Y que se diluyó en mi corazón.

 

Desde hoy alzaré mi voz,

Me regocijaré, pues todavía

Hay mucho que decir, que hacer:

La redención de nosotros, por ejemplo.

 

 

 



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.