rosi12

Aquí y allá


Lejos habían quedado los tabúes
se sentían muy cómodos juntos.
El sabía acariciarle
el cabello como nadie.
Era una ratoncita
con su gato mimoso que
podría ponerla en su bolsillo
cuando quisiera porque estaba
dispuesta a aparecer y desaparecer
a su antojo...


el tiempo se detenía cuando sus miradas se cruzaban
ante sus ojos brillantes ella de amor se estremecía
la luna fue tantas veces testigo de aquel romance
el sol los vio despertar después de noches enteras
amándose sin cesar, así se amaron una y otra vez
así se amaron, aquí y allá
jriascoscastillo


Amor que todo lo puedes,
allá, en lontananza;
aquí, en cercanía.
Ni el tiempo ni la distancia
doblegan el amor.
Amor, exquisito amor,
aquí y allá.
Rodulfo González


Aqui y alla nos conocimos
Cruzando nuestras miradas
Amandonos nos dormimos
En nuestra bella alborada
Asi paso mucho tiempo
Aqui y alla nos amamos
Pero al fin llego el gran dia
Que por amor nos casamos
soki


Una suma sin
restricciones
con definiciones.
Solo tú y yo,
es un oasis
en un gran
desierto donde
solo puede
florecer
nuestro amor...


Aquí y allá
siempre estarás colocada
en los recuerdos
excitados de mis corazón
bambam


aqui y alla,
yo y ella,
amor resplandente como la luz de la estrella,
luz de esperanza en su mirada ella la mas bella,
solo es ella la que me llena,
suave su melena,
hermosa su textura,
perfeccion en su desnuda esculptura,
aqui la amo como nadie,
alla la trato como nadie,
este amor nadie lo sabe,
este sentimiento nadie lo vive,
aqui y alla la amare te lo digo por si de algo te sirve....
Julio_cesar0426


aquí, donde tu esencia se ha quedado
y allá, donde la vida se me escapa
en carne propia es que mi alma te ama
y mi vida termina, en tu calzado.
qué importa cuál ha sido tu camino
ni tu razón de irte o el a dónde has ido
si aquí y allá eres el aire que respiro.
¿cómo vivo aquí y allá? si te he perdido.


Aquí en la tierra y allá en cielo,
ese destello te hace brillar,
porque te amo, y hallar no puedo
otro lucero que me haga jugar
con sus cabellos todos tan claros
o con sus manos que dulces son
o con su boca que es toda un delirio
por un gran amor...


Ahhhhhhh que suspiros
me sacas me quedo
sin aliento con tantas
caricias, juegos y devaneos
que se hicieron más
profundos.
Un telón de fondo
las bambalinas
hablan por sí
solas...
Dos amantes
hemos de ser
aquí o allá
donde quieras
amor...


¿Y ahora también el jefe?
¿aparece? ¡qué cosa!
Ni escribir te dejan
sigue soñando que
luego a fin de mes
igual la paga tienes.
O a no ser que también
lo participes al poema...
Mira nunca se sabe
hasta donde un ser
es capaz de amar...
Intentándolo solo
¿por qué no?...


Es que aquí tan sólo
mi sombra desnuda se desvanece
de tanto apaciguar la sal del firmamento
de tanto orillarme en las alas de un capullo
y esperar con mi pena de frágil tinajero
que allá
allá donde tu piel culmina en un abismo
donde la risa y el llanto detruyeron el molde
te dibujes nuevamente en los brazos de un regreso.


El regreso a tus brazos
es un placer
encomiable díficil
de describir.
Suelta el tinajero
que no te hace bien...
Ya creciste bastante
en este tiempo,
me parece.
Siento muy cerca
tu frescura
que me revive
cada día...


Tanto he de quererte mi angosta primavera
que aquí las raíces de tu amor me absorven
para alimentar el cáliz de tu tallo palpitante
allá
allá donde te prolongas en la humendad de la tierra
y en la enquistada melancolía de un grano de arena
bajo esta luna de invierno.


Un invierno benigno
con días hermosos
de sol, donde
hagamos corazones
y dibujemos nuestros
nombres en la arena
sellando nuestro
amor...
Corriéndonos en
las pasturas tan
verdes como tus
ojos, tal cual soles
son para mi
cuando me miras
iluminando la noche
más allá de la oscuridad...


Aquí, entre sus brazos fuertes
donde la briza no se siente
y el sonido del mar nos envuelve.
Allá en el lejano horizonte
donde acaba el tiempo
donde tus ojos se esconden.
Aquí, en el presente,
en donde tu estas,
en donde te puedo abrazar.
Allá, en el futuro,
el que no quiero ni rozar,
donde tu estas ausente,
donde solo te puedo extrañar.
Hagamos un aquí eterno
y no te vayas jamas
pues si no estoy a tu lado
solo en ti se pensar.


Jamás ni siempre
nos unen nos,
separan, somos
navegantes
del mar, donde el tú y
yo nos deja fluir en
un vaivén que nos
entrelaza en un
cosmos de estrellas
y devenimos eternos
muy sutiles y leves
como la espuma...

Comentarios1

  • rosi12

    gracias a todos por haber participado en el fusionado linda buena semana un abrazo
    rosi12



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.