julio j. rivera de la c.

LA INGRATA

AHÍ VA CRUZANDO LA CALLE

ESA PRECIOSA SEÑORA,

SABE QUE TIENE SU ENCANTO

Y NO ME QUIERE MIRAR.

 

ELLA SABE QUE LA MIRO

Y NO ME ECHA NI UN SUSPIRO

ES MUY REJEGA LA INGRATA

Y NO ME QUIERE MIRAR.

 

CREE QUE LA VIDA ES COMPRADA

Y QUE CUANDO ELLA ASÍ LO QUIERA

A CAMBIO DE SUS ENCANTOS

HABRÁN DE PAGARLE MÁS.

 

NO SE DA CUENTA LA INGRATA

QUE CUANDO ELLA ASÍ LO QUIERA

MI AMOR YA SE HABRÁ MARCHADO

YA NO VOLVERÁ, ME CAE...

 

MIRA LO QUE SON LAS COSAS

CUANDO EL AMOR SE HA ASOMADO

LE CIERRAN ASÍ LAS PUERTAS

Y NI UN LAZO LE ECHAN, CARAY...

Comentarios1

  • Ma. Gloria Carreón Zapata.

    Que ingrata, bello poema, le felicito poeta, un saludo.

    • julio j. rivera de la c.

      GRACIAS; NO ES DESAMOR LO QUE SIENTO, ES UN POEMA DEDICADO A LA INGRATITUD DE LA SUERTE. UN SALUDO DESDE MÉXICO, Y NUEVAMENTE GRACIAS POR LEERME, ESPERO CONTAR EN UN FUTURO CON TUS LECTURAS Y TU AMISTAD.



    Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.