aby1982

Revelaciones nocturnas

Me descubro en la noche pensándote,

con la obscuridad cómplice del momento,

siento alegría, con un toque de tormento,

y mi piel se inquieta al comenzar a imaginarte.

 

Intento recordar la fragancia de tu aroma,

-que hasta hoy dejé pasar inadvertida-

mientras me doy cuenta que llevo grabada

tu risa y  tu voz en mis oídos,

y en mis ojos tus gestos y mirada.

 

Imagino… como será tocar tu piel,

recorrer con mis dedos tu cuerpo,

besarte en los labios…

en el cuello y en las manos.

 

Descubrirte debajo de las ropas,

contemplarte y mirarte como nunca antes…

poder sentir la humedad de tus labios,

y embriagarme con tu sabor.

 

Abrigarme con el calor de tu cuerpo,

tenerlo cerca,

tan cerca que se percibe lo prohibido.

y sentir tus manos avanzar sobre mí,

subiendo desde el sur hasta las cumbres.

Sentir que mi corazón se desvoca

porque late apresuroso, tanto o más

como ahora lo hace con solo imaginarte,

mientras mis adentros palpitan,

y se humedecen con la brisa que provocas.

 

Yo que siempre te antepuse una barrera,

evadiéndote, alejándome,

comportándome fría e indiferente,

con desaires y desplantes,

juzgándote, observándote, burlándome;

huyendo a tus abrazos, a tenerte cerca.

 

Pero hoy es diferente,

esta noche te he descubierto en mis sueños

mientras duermo y mientras vivo,

te traigo en mi corazón acelerado,

te aprisiono en mi alma intranquila,

provocaste en mi los celos –lo admito-

y el cuarto obscuro de la noche,

me ha revelado todo esto que siento por ti.

 

Y tú...

¡Te atreves a echarme en cara que no te quiero!

He de decirte esta noche, que no te equivocas,

y que si antes me negué a verte y a quererte...

fue por el miedo a sentir, que puedo llegar a amarte.

 

FRANCY ABIGAIL

21/Oct/2009

 

 

 

 

 

Comentarios1

  • Edmée Cobo Giancáspero

    Muy hermosa tu poesía, con amor y pasión

    Felicitaciones

    Un saludo cordial



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.