Sammantha

Uno es aquel

Uno se pone a pensar en las cosas que terminan

y quizá ya no en el por qué

sino... adonde. ¿A dónde?

 

"La materia no se crea ni se destruye, solo se transforma"... [ley de la conservación de la materia]

 

Uno se pregunta una, dos, o quizá toda la vida y uno, no lo sabe hasta entonces.

Entonces: Uno se lastima y lastima.

Y pide regresar el tiempo. Tiempo.

Uno tiene tanto tiempo, como vida. Y tanta vida como para encontrar un sólo momento, uno solo; que le de un motivo a todo su TIEMPO.

 

Uno ignora y dice que conoce. Hasta que conoce; y entonces se está seguro de una sola cosa:

Uno está en un maldito laberinto.

Y lo sabe hasta entonces.

 

Uno pende de un hilo medio roto sin pedir ayuda. Y aún "sin temer" piensa en sus arrugas. (Ese que es joven, pende de un hilo sin temerle a la "muerte")

Uno es aquel que le pone comillas al s


arcasmo y no se observa en sí mismo comillas enormes.

Uno es aquel que prejuzga y tiene la lengua hecha trizas.

Uno es aquel que se cae y se ríe, y ríe tanto que llora. (y no de alegría)

 

Uno es aquel que se encuentra seco. Que encuentra del agua y se humecta.

Uno es aquel que deshidrata.

 

Uno ya no es uno; sino una sanguijuela.

 

 

¿A dónde?

 

 

Uno ya no habla porque esconde.

Uno ya no mira porque miente.

Uno ya no vive porque muere.

 

Uno es aquel que ya no le dedica tiempo a la vida, sino que le da a la muerte una muestra diaria, una muestra diferente de las ganas que tenemos de que nos decida en falacia, algo que tomaremos como vida.

Uno canta diario y sabe lo mal que lo hace...

Uno ya no es uno cuando le diceien más lo "bien" que canta, y no porque aquel sepa de canto; sino porque cree que al aceptar su canto, acepta las variaciones en su mismo tono.

 

Uno es estúpido y lo sabe.

Y uno... ya no será uno si se da cuenta que no se habla de alguien, cuando hablamos de muchos.

 

"La materia no se crea ni se destruye, solo se transforma" [Ley de la conservación de la materia].

Y yo digo... "Estamos en el mismo barco". 

Por 

qué

no

zarpamos

juntos

Uno es uno mismo; que zarpará "solo" en un barco maldito


Comentarios2

  • PETALOS DE NOCHE

    que tierna eres* y sabes así me encanta cuando escribes, cuando mezclas todo y lo unes con lo que vives y lo desunes con los que están leyendo y los que se ahogan pensando en lo mismo, y volviendo a recordar lo que han dejado en una página carcomida por el tiempo...

    somos acaso materia... lo somos...?
    y nos transformamos; tenemos una metamorfosis en la regla de la vida; y seguimos siendo vida más allá de la vida...

    y hay tanto que cambiar en este mundo roto,
    que te imaginas,
    cambiamos,
    y dejamos mil acciones
    y hacemos mover a este mundo flojo...,
    como dices
    herimos, sanamos,
    ayudamos y hacemos crecer la hierba y también la maleza,
    la cortamos
    y de nuevo crecemos siendo naturaleza...

    y como dices la vida es "un maldito laberinto" siempre lo ha sido...
    siempre
    con muchos caminos
    siempre
    con menos caminos
    siempre con buenos caminos
    siempre con malos caminos

    siempre pendemos de hilos
    y siempre se cortan
    y vuelve a crecer
    y vuelve siendo vida

    (Hasta que no caigamos en la agonía; atesorando la melancolía en nuestros huesos, y la muerte en nuestras bocas, a veces necesitamos de todo el lodo del fango, para saber que es vida en realidad)

    Y sabes tu prosa de remover la médula y de remover los huesos; y de remover toda la cápsula cerebral; y de hacer exaltar el pensamiento y sentimiento... me dejo en catarsis y ataque cardíaco,

    hace siglos no escribes así, y ya parecía ser ese siglo...

    Y el tiempo es el mismo, no cambia, quizás no es materia,
    pero nosotros cambiamos
    y somos vida,
    y nos chupan la sangre, pero aún así seguimos caminando -Seguimos respirando!- seguimos viviendo, seguimos!!!

    seguimos alcanzando la oscuridad y la luz;
    seguimos existiendo

    con errores y con reglas o libertad

    pero seguimos (Eso de las sanguijuelas, ahhh, el tiempo nos chupa la vida)


    Y que te diré niña de la gran sonrisa... hahaha... te quiero mil veces 🙂

  • V T SOLANO

    Estas viva y eso es importante.
    Saludos Samanthha.

    Victor



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.