Rosario Bersabe Montes

ALMA BLANCA

 

 

De luto van las mujeres
por las calles empedradas,
los hombres portan el féretro
de un niño con alma blanca.
Su madre, detrás camina,
serena y la cabeza alta,
no deja entrever su pena
ni su mirada nublada.
Va recordando los días

cuando jugaba en su casa,

despertándose en la noche
y metiéndose en su cama,
abrazándola  muy fuerte
y besándola en la cara.
Mamá he soñado que me iba
y solita te quedabas,
me visitó una señora
que de lejos me llamaba,
toda vestida de negro
y con la cara tapada.
Dime mamá, el porqué,

¿porqué, esa señora me llama?
Sólo fue un sueño mi amor,
no tengas miedo de nada,
y se dormía confiado
la cabeza en la almohada.
Esta noche no ha venido
a meterse entre sus sábanas,
y entre sueños escuchó
a su hijo que le hablaba,
adiós mamá que me voy
que la señora me llama,
la de los ropajes negros,
la de la cara tapada.
De un salto se levantó
y corrió hasta su cama,
tendido estaba en el suelo,
abrazado a la almohada,
al lado una capa negra,
muy cerca de la ventana,

viendo un fugaz resplandor
que hacia el cielo se alejaba.

 

 

Comentarios6

  • ANEUDIS PEREZ

    super hermoso amiga y bello, aunque un poco espelunante,ersta fantastico, besos

  • Edmée Cobo Giancáspero

    Triste como todo lo que rodea la muerte, pero hermoso poema

    Ha sido un placer leerte

  • Eddy Gtz

    ES UN HERMOSO POEMA TRISTE AMIGA PERO ME HA GUSTADO MUCHO Y LO GUARDO COMO FAVORITO SALUDOS AMIGA...

  • Elo

    Mi querida Rosario, que hermoso es tu poema, me conmovió...
    Felicitaciones.

    Un beso.

  • PoemasDeLaSu

    És bellísimo tu poema y me voy a quedar para siempre paseando por tu poesía.
    Besos de admiración.
    Susana

  • benchy43

    Bello poema, amiga, dentro de su tristeza.

    Un beso.

    Ruben.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar [email protected] Regístrate aquí o si ya estás [email protected], logueate aquí.