Liliana Almendros

La vida, mi vida, la muerte, el desierto..

La vida aun late en mí, pero no siento…

La muerte acecha en cada esquina de mi cuerpo…

Los asesinos, sentimientos y pensamientos,

Me están buscando, para llevarme lejos...

Lejos de esta vida que ya no tengo,

Dormida, me quedo en medio de la angustia,

Doloridos los días, y mi pecho...

Ya no busco encontrar nada ,

Porque nada perdí

Solo me llenaron de sombras y de olvidos…

Y me desencuentro con mi propio ser

En medio de esta nada,

 No hay ganas de vivir...

Y la muerte me busca, y me encuentra

En cada esquina, de mi casa,  de mi cuerpo

Y, en  las calles, de los recuerdos...

..Y nada es lo que era, y nada, yo me siento...
su ausencia es hoy mi pena,
mi casa es un desierto.
Mi alma es arena,
y no existe ya el cielo.
Mi vida sin ella;
es frió, es dolor, es infierno...


Lily Almendros

 

 

Comentarios1

  • benchy43

    Triste y bella poesía, felicitaciones, Lily.

    Un beso. Ruben.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.