Sephirot'

Perverso Control De Tú Cuerpo.

Blanquecina es su dulce tristeza,

Murmuran que quiere volver,

Pero solo puede inclinar su cabeza,

Su cuerpo reviste un provocador corcel,

 

Las calles están solas y vacías,

Has perdido tu alma por estar tan enceguecida,

Creíste que siempre libre escogías,

Te llenabas la boca diciendo que eso era libertad,

 

Ahora tenemos arrebatada tu alma,

Controlamos con placer tus miedos y tus vicios,

Nosotros nos escondemos tras tus tormentos,

Así pudimos controlar tu total voluntad,

 

Te mostramos la diversión y el olvido,

Tras una pasta y unos cuantos sentidos,

Esto se ha planeado hace unos cientos de años,

Para tener personas como ud en nuestras manos,

 

¿Quieres que poseamos tu cuerpo?

Lo hicimos desde el primer momento,

Cuando tomaste nuestro alegre veneno,

¿No te hizo feliz un buen momento?,

 

Te gustaba el opio del jibaro,

Te convenciste que lo podrías controlar,

Pero tus células pedían cada vez más,

¡Nosotros somos tus demonios del alivio!

 

Te entregaste al dolor y el deseo,

Te dimos una elipsis de espejismos y sexo,

Gozamos viéndote perder en nuestros dedos,

Llegabas a casa ensordecida y vomitando,

 

Ahora has perdido el control de tus actos,

¡AHORA NOSOTROS MANDAMOS!

Tu cuerpo desnudo será olvidado,

A nosotros tú te has entregado,

 

Te hemos emborrachado con el vicio,

Has perdido con nosotros tus sueños,

Ya no necesitamos tu cuerpo podrido,

 

Ahora violaremos tu alma con nuestros exquitos deseos, 

Por siempre recordaras estos fatidicos Tormentos.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar [email protected] Regístrate aquí o si ya estás [email protected], logueate aquí.