Albin Lainez

acontece el camino

.

.

Sol puebla con infantil rayo

este amanecer recién comprado

con monedas de agua que llueve

en un boliche campo travieza

mientras flota cierta memoria de adioces

sobre la mortalidad a precio único

¿adónde se podrá conseguir?

 

cielos diáfanos llegan

azotando el lomo de nubes

que huyen del ensueño como

perros en los basurales

 

tanto ciclo natural abruma

mi mente incapaz de asociaciones

pero intuyo que más allá

de un horizonte en llamas

puedo hallar ciertos vestigios del paso

que las modas infligieron en

esta caótica evocación

de rebeldías sin irse a las manos

 

y bien

nada obstruye aquí

el proyecto sostén del errante

quien se aleja conforme hacia

un mejor principio por descubrir

aunque le vaya la vida en el intento

y el ocaso premie su coraje



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.