María B Núñez

Amarga despedida

 

Su cara estaba pálida, se veía tan pura,

eran tristes momentos lo que su alma vivía,

él guardaba silencio respirando  dulzura

escondiendo en el pecho su terrible agonía.

 

Su cuerpo reposa inerte en aquel lecho

quizás aún recuerde sus noches de pasión,

con ansias junta él sus manos sobre el pecho…

queriendo conseguir alguna sensación.

 

pero su frágil mente la esconde muy sutil

no quiere doblegarse al irremediable adiós,

y en un largo viaje sobre un delgado mástil

se irá en un viejo barco tripulado por Dios.

 

Quise abrazar su cuerpo pero ya estaba yerto

le busqué su mirada pero ya no había vida,

y tuve que aceptar que ya tú estabas muerto...

deje correr mi llanto… ¡No tenía otra salida!

 

Han pasado los años y su risa aún perdura

igual como recuerdo las noches de placer,

pero hoy he venido a ver su sepultura

y a llorar sobre ella con todito mi ser.

 

Quizás yo con el tiempo, mi amor de con exceso

y los amantes de turno tal vez me calmarán,

pero ni mil caricias se acercarán a un beso

de aquellos labios tuyos que jamás volverán.

 

Hoy retorno afligida a este lugar eterno

para mirar su tumba en plena desnudez,

siento la brisa fría de este gélido invierno

y quisiera abrazarte y darte calidez.

 

Yo arrastraré por siempre mi dolor al ocaso

hasta que nos unamos allá en la eternidad,

para siempre estar juntos, y unidos brazo a brazo,

recorriendo el camino a la perpetuidad.

 


María B Núñez

Huellas del Camino

Comentarios8

  • Carlos Dguez

    Pero qué forma tan excelsa de escribir, señora hermosa.
    Lo primero que hago al leer una obra es buscar los desaciertos gramaticales, porque saltan por sí solos, pero en éste no encontré ninguno y eso es de admirar.
    Vivimos tiempos en que pareciese que competimos por llevarnos el primer lugar en decir groserías, en ser mal hablados.
    Así que esto lo tomo como un pequeño oasis en medio del candente desierto.
    Obvio decir que es la primera vez que la leo, ya lo poco que leo no me dan ganas de comentar, pero esta vez no resistí la tentación.
    Gracias mil por tan bello y a la vez triste aporte.

  • Ary Vala

    "...y en un largo viaje sobre un delgado mástil

    se irá en un viejo barco tripulado por Dios"
    QUE DELICIA TU POESIA.

  • isapoema

    Suerte en la novela y te deseo exitos.
    Y triste la letra que acompaña, porque amar a un muerto es algo muy duro amiga, muy duro porque tenemos que vivir igual y no es vida.
    Un saludo amiga.

  • Andrés Mª

    Amarga despedida y amargo poema, cargado de dolor y tristeza por la ausencia. Amar aun ser que ha muerto no sé si es bueno o no. El tiempo cura heridas, aunque deja cicatrices de las mismas. Pero la vida sigue y hay que vivirla...
    Un placer leerte.
    Que tengas éxito con tu nueva publicación.
    Un abrazo

  • Maria Isabel Velasquez

    HERMOSO POEMA TRISTE...LA VIDA CONTINUA
    NO HAY QUE AFERRARSE A UN SER QUE SE NOS FUE ....
    ME ENCANTO LEERTE .
    ABRAZOS DTB

  • sayury

    hay muchas maneras de morir
    creo que esa es la menos triste

  • gladys poetisa

    se me escapó una lagrima al leer este poema, pues mas que leer tu poema leí tu sentir, leí una parte de tu corazón...

    abrazos muy fuertes de todo corazón.

  • Argequin

    Me impacta la sensibilidad de este poema amiga mía, que calidad de letras. La emoción me arropa cuando te leo.


    Besos: Argequin



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.