Vito_Angeli

Un amor documentado

Es  en  estos documentos  olvidados

añejados  en  una memoria  oxidada

donde  intocables  se  había  quedado

lo  que  sabía  sobre  agonía  pasada.

 

Entre   tantos    papeles  amarillentos

se escondían unas  palabras de fuego

denominando   nombres  sangrientos

para  eso  que  fueron  mis  recuerdos.

 

 Páginas de toda clase y variado estilo

compenetraban  emociones  exiliadas

cuando  se  sentía  felicidad por llanto

por  querer  a  una mujer con el alma.

 

Formularios  con  solicitudes banales

para  testificar  la  unión por felicidad

se  habían  consumido en fantasmales

sueños que  volaron  para no regresar.

 

Fueron  hojas  extraídas de triste exilio

que aún  llevaban  la  tinta de una vida

ilusionada   por  el   amor  de   un  idilio

 terminando en viejas  letras percutidas.

 

Vito Angeli

 

 

Comentarios5

  • PoemasDeLaSu

    Vito, es hermosísimo y me emociona, como si esa novela en la que te basaste tuviera que ver con varios capítulos de mi vida.
    Gracias por este poema que me hace releerlo.
    Un abrazo enorme.

  • ivan semilla

    Lo amargo de los amores documentados es que si no se concretan; al pasar el tiempo, esos documentos se vuelven sonrisas o puñales. generalmente puñales.
    muy bueno Vito!!!
    abrazo

  • colombiana

    "se habian consumido en fantasmales sueños que volaron para no regresar" ummm, fuera bueno mirar a donde volaron esos sueños ehh.


    colombiana con aprecio y cariño

  • ALVARO J. MARQUEZ

    Cuando papeles que servían para algo en el amor se ponen amarillentos, simbolizan a una flor marchitándose, a un amor ya en agonía o muerto. Hermosas letras hermano. Un abrazo.

  • Ligia Lo. Unicornio

    Sabes, lo que siento es la historia de una existencia que ha llegado al ocaso, y ve hacia atrás rememorando ilusiones de un amanecer lleno de sueños, que se convierten con el tiempo en figuras fantasmales del pasado, viajando como un rayo sin medida, hacia el presente de la vida.
    Hojas tristes llevando la tinta de una vida por la ilusión de un amor terminado que yace en letras percudidas.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.