L' Sefer

En Un Vaiven De Mi Silla Mecedora. (...)

Miles de preguntas sin respuestas juegan,

Tomando mi cabeza como presa,

No se que hacer ante las respuestas confusas,

Esta es una lucha eterna de mis angustias,

 

Tomo esta hoja para desahogar mi rabia,

La vida no es fácil, esta llena de cargas,

Llevaderas para el que las comprenda,

Pero ahí otras que nos mallugan el corazón y las entrañas

 

Pienso sin parar hora a hora,

No se sí todo lo que he visto es cierto,

Me confundo con los espejismos  y la realidad,

¿Donde me puedo tapar de mi mismo?

 

Me enceñaron que la sensiblería era muestra de debilidad,

Que la compasión es un sueño que no se debe sentir,

Que abrace como único sentimiento la frialdad,

Que este mundo es sin piedad ¡La meta es sobrevivir!

 

Han muerto casi todos los míos,

A veces creo que esto una prueba mas de la vida,

Algunos ratos digo que es un sueño macabro,

No se cuantas veces me han utilizado y cuantos he usado,

 

  Estoy herido en mis ideales del cuerpo

Nunca creí que este corazón latiría,

Jamás pensé que pesara tanto en el pecho,

No comprendo pues creo que ya estoy viejo,

 

Antes era hacer todo tan callado y cauteloso que pareciera misterioso,

Me pierdo en la verdad y en cada mentira de este mundo,

Muchas veces me desquicio y recuerdo,

La compañía que no tengo, lo duro del sufrimiento,

 

Me convencí que esta es la verdadera felicidad,

Pero creo que todos esos años me mentí,

Da pena volver a despertar después de tanto que viví,

Me quedo sin palabras al ver el apocalipsis de mi sinceridad,

 

Jamás me creí un santo, o un ser lleno de bondad,

Pues la meta es no dejarse doblegar,

En eso me crie como un retoño puro de la maldad,

Me digo ¿será que por gente así como yo el mundo esta cerca de su final?

 

Me pregunto si ¿algún día conoceré la sonrisas de la felicidad?,

O es solo un sueño más que me enfundaron que se desvanece con facilidad,

Parecemos guerreros y nuestros enemigos somos nosotros mismos,

Hasta yo se que todos somos iguales pero no han puesto los unos contra otros,

 

Hijo de la ira es lo que soy yo,

Una vejes prematura de un joven casi muerto,

Subyugado por la mente que no comprende el corazón,

La razón es la que mata mis creencias como a muchos,


Hoy dudo más que nunca en esa mentira llamada razón,

Por que no hace caso a la inquietud del amor,

Pues no creo en la rendición de una lucha barbará,

Así lamento algún día haber dado una despedida,

 

 A eso que le llaman riesgo al dolor,

Ese miedo me gano y al fin solo hoy estoy,

No se que lamentó, no se que cortejo,

El sexo nunca fue mi afición,

 

Aun que ahora extraño las caricias,

Esas que pasaban en mi cara inflexible,

En el beso de la compresión de una “compañera”

Ahora comprendo que el amor es inentendible,

 

Por eso me engaño, sierro mis ojos, y continuo esperando mi destino

Todos tenemos la cualidad de dudar de todo, por que es mejor que creer en tanta estupidez que nos han puesto desde el vientre, Ya somo alguien cuando nacemos, ¿Por que ser el aborto de este mundo?

Comentarios3

  • BlackVizard

    oooh..wooow q buen poema regalas..es exelente,junta muchas coasas en el,me gusta mucho cuando un poeta profundiza dentro de sí..eso es algo q has hecho muy bien

    • L' Sefer

      Que bueno que entiendes y te allá gustado, Un Saludo, gracias por leer, L'

    • arlequinianus

      me senti excesivamente identificado, gracias por estos versos tan cargados de sentimientos.

      • L' Sefer

        Vivencias que hemos tenido querido amigo, Pues muchas de estas cosas hemos pasado, Un saludo, L'

      • yelka

        me encanto tu poema es muy expresivo
        es increíble el ver como visualizas muchas cosas
        jonto-ni kacoio



      Para poder comentar y calificar este poema, debes estar [email protected] Regístrate aquí o si ya estás [email protected], logueate aquí.