Manuel Palacios

Flores de la noche.

 

Flores nocturnas en esperan su mercader

en busca de su bello cuerpo

su sexo quieren tener,

sin importa el precio

que por ellas han de pagar,

se comportan como necios,

ante esa sufrida mujer.

 

Son como las mariposas

que vuelan de flor en flor,

antes bellas y hermosas

llenas de afeto y amor,

pero venden su cariño

a brazos que saben a hiel,

en casa lloran niños

que tienen que mantener.

 

Viven para ser vendidas

es su trágico destino,

es lo que le da la vida

por equivocar su camino.

 

Las flores de la noche

que respèran su mercader.

 

 

Por: Manuel Palacios.

 

 

Comentarios2

  • María B Núñez

    Muy tristes tus letras, dejan una sabia reflexión. Unas por necesidad y otras por placer, pero ahí están y seguirán estando.
    Un abrazo.
    Feliz fin de semana.

  • Manuel Palacios

    Gracias María por tus comentarios a mis versos. Un abrazo Manuel Palacios



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.