Alexander Vortice

FLOR DE DESIERTO

Mi madre apuró el desfallecimiento

cuando supo que la flor de todos

sus encantamientos

residía en el desierto.

He percibido sombras y colmillos.

He recuperado la luna y el glóbulo rojo

que decidió luchar por motivos ineludibles

pero benévolos.

 

Mis padres compartieron una lágrima

y la lágrima fue mi nacimiento.

 

Camino lentamente entre las flores del desierto

procurando un orden cósmico y veraz

que le otorgue a los hombres

una familia donde reposar.

Comentarios1

  • Flor amante

    Si hay flores en ese desierto hay esperanza amigo
    bello escrito
    saludos

    • Alexander Vortice

      Siempre hay esperanza... Un abrazo y gracias, amiga Flor



    Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.