jorge canales

PROBLEMA DE IDENTIDAD

Todos sabían sus nombres.

La escuálida era María

hija de la tortillera.

El hambriento era Juan 

hijo del zapatero.

La negrita es Luisa

hermana de la maquilera.

Sus sueños compartidos:

ser adoptados por Minerva.

¡Atrevidos los pobres!

Exigieron cuadernos para escribir sus sueños

se aferraron… a la mano izquierda… de Minerva.

Fue tal su abuso

que les cambiaron sus nombres

los tildaron de delincuentes,

encapuchados y otras incongruencias.

Se aferraron con más fuerza

a las flores rojas que brotan del pecho

de la madre ansiada.

Entonces vinieron los policías

y después de darles de palo por necios

les preguntaron sus nombres.

 

Comentarios2

  • Checha

    Jorge...

    Amigo, es una realidad muy similar a la que se vive en Venezuela!!!
    Interesante tus letras... un gusto compartir en tu espacio poético...
    Besos

  • FelixCantu

    No sabía de tantos problemas por allá... Bueno te diré que acá en Mexico y en Monterrey donde yo vivo, está cabrón...
    Saludos amigo



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.