Ángeles Carbajal

El lugar de la dicha

 Poema siguiente

Se vuelve al lugar de la dicha
para saber que fue cierta,
que mienten las pupilas rotas de febrero,
el miedo en el reloj;
el asfalto que brilla en la noche
y se duerme
en una esquina de tu cama.

Poema siguiente 

 Volver a
Ángeles Carbajal