nestor grany

LA GRACIA DE LA CRUZ



LA GRACIA DE LA CRUZ

 

Bienaventurado el hombre sabio

que sabe refugiarse en sí mismo.

Para dar frutos esencias y flores

en beneficio de la humanidad….

 

El que con lagrimas

Sacia la sed del perdón

Omitiendo su propio dolor

Para desearle al enemigo lo mejor

 

La inspiración que mueve mis dedos

Antes que la mente lo presienta

No habla del pseudoautor

Sino del único, el hijo del creador

 

Bienaventurado el hombre

Que con su fe entra

en la gracia de la cruz

mereciendo por creer

 

y que pretende caminar en el mar

aunque el miedo lo haga caer y fallar

pero sacude su temor

al tener fija la mirada en el Señor

 

 

Nestor Grany



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.