El caminante de letziaga

-- Amor de limón --

 

Amor manso
que vuelves por mayo,
y te vas alejando
con el pensamiento descuidado.

Presencia de valle hondo
con flor de luto
en el solsticio de invierno,
y en junio huyendo.

Por ello,
de la fuente a la sed
bebo tu vida
con amor de limón.
(Amargo)

 

El brujo de letziaga



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.