LORENZO ARATU

Ella odia mis poemas...

Casi sin pensarlo

le leí un poema…

Ella se ha quedado 

muda, boquiabierta.

Muy lento respira… 

seria, parpadea.

Lo que no esperaba… 

su fría respuesta.

 

“Es perder el tiempo, 

por más que lo intenta

que no los entiende, 

odia mis poemas.

Que son sólo historias,

y que no recuerda 

lo que cuento en versos 

que escribí por ella…”

 

Duelen sus palabras,

muy fuerte golpean.

 

Pondré por un tiempo 

en pausa mis letras.

Me ha quedado duda 

si ha sido sincera...

Ella aún no sabe

que me he dado cuenta

de su suave aroma 

preso en mi libreta.

 

Acaso le gustan… 

tal vez estrategia

hacerse la ruda. 

Quizá yo debiera...

decirle al oído

antes que se duerma,

mezclado con besos… 

un dulce poema.