//www.poemas-del-alma.com/

Soy Asi

Llueve sobre empapado.

 

Llueve.
Caen ayeres.
Los recuerdos chapotean entre las baldosas oxidadas de antiguas pisadas.
El viento arrecia, rompiendo en jirones las almas errantes.
Tan solo los relámpagos iluminan los rostros que se van desdibujado.
Los truenos enmudecen las voces que aún aletean en mi.

De aquellas risas no queda nada.
Llueve.
De la alegría no queda nada.
Mojado.
De aquella mesa larga,
nada de nada.
Empapado.
Cae agua salada.
Me inunda este mar de nostalgia.
Naufrago.
No puedo escapar.
Llueve sobre empapado.